modeloedu

Dignificando el aprendizaje en pro de la persona humana

      Nuestro Modelo Educativo, está basado en el sentido humano y orientación a servir. En toda la organización, incorporamos el espíritu de servicio orientado a la formación de nuestros estudiantes, inculcándoles la formación ética y ciudadana, sustentada en los valores Unirsistas, así como la responsabilidad social y el humanismo.

     El Modelo Unirsista ha considerado el currículo como abierto, flexible y contextualizado, donde la relación Teoría- Práctica sea su característica principal. Los  valores se insertan en el currículo transversalmente de manera que impregnen sus elementos estáticos  y dinámicos. Este modelo curricular responde a una visión transdisciplinaria que propicia la integración de los conocimientos. Se sustenta en la perspectiva sistémica y responde a la necesidad de adquirir nuevos conocimientos teóricos e instrumentales para cumplir con el rol que se le ha asignado.

     El gran compromiso se orienta a la formación integral de hombres y mujeres capaces de generar soluciones a los problemas que encara el siglo XXI en lo referido a la educación, a través de un modelo por competencias, desarrollando las habilidades y destrezas del ser. Este Diseño Curricular va a dar respuestas a las necesidades de nuestros colectivos, enmarcándolo en el Modelo Progresista. Considerando las competencias y afianzándose en la Teoría General de Sistemas, apoyándonos en el cuerpo sistémico de fundamentos teóricos para analizar, discutir y explicar las distintas relaciones generales del mundo empírico. Considerando la Visión Heurística con sus métodos exploratorios para dar respuestas a las distintas problemáticas y observando cada problema desde una perspectiva general y no fragmentada.

flujo

     A través de experiencias educativas teórico–prácticas, con el apoyo de estrategias de aprendizaje con modalidad presencial y online, formamos personas que se convierten en agentes de cambio dispuestos a ser aún más competitivos para el beneficio de todos;  que sean responsables de su propia vida, conscientes que su actuar puede apoyar la transformación de los demás. Personas íntegras, visionarias, comprometidas y participativas, no sólo dentro del Instituto, sino en todos los ámbitos donde interactúan.

     Para trascender, la formación de nuestros estudiantes es integral. Se promueve la reflexión sobre su realidad social, económica, política y ecológica, tanto en el plano personal, como el social y profesional.​